Brasil sería el primer país suramericano en sancionar a Maduro

Brasil sería el primer país suramericano en sancionar a Maduro

Jair Bolsonaro, presidente electo de Brasil, se convierte, junto a Iván Duque, en uno de los principales aliados de Donald Trump contra la dictadura en Venezuela.

 

Tanto Bolsonaro como el asesor de Seguridad Nacional de EE. UU., John Bolton, se reunieron para discutir medidas contra el régimen de Nicolás Maduro. Sería la primera vez que el Gobierno de Brasil iniciaría una ofensiva contra las violaciones a los derechos humanos en Venezuela. Además, sería el primer país de Sudamérica en asumir sanciones formales.

 

Bolsonaro podría ser ese aliado de Trump que termine asumiendo un liderazgo internacional contra Maduro. El presidente electo de Brasil podría anunciar medidas contra la dictadura y entonces reforzar las tensiones diplomáticas con el Gobierno venezolano, con el cual comparte fronteras.

 

“Tenemos que buscar soluciones para Venezuela. Hay que tomar medidas”, afirmó Bolsonaro en declaraciones concedidas a la prensa tras su encuentro con el consejero del presidente Trump.

 

“Haremos lo posible por (resolver la crisis por) las vías legales y pacíficas porque sentimos el reflejo de la dictadura instalada en Venezuela”, señaló el presidente electo de Brasil.

 

Bolsonaro afirmó que coincidió con Bolton en que los 80.000 cubanos instalados en Venezuela “son un agravante” y agregó: “Nuestra diplomacia va a actuar en Venezuela”, afirmó Bolsonaro.

 

Y es que el próximo presidente de Brasil, quien asumirá el cargo el 1 de enero de 2019, ha dejado claro que luchará contra dictadura de Maduro.

 

De hecho, recientemente su hijo, Eduardo Bolsonaro, el diputado más votado en la historia de Brasil, viajó a Estados Unidos para analizar la posibilidad de emitir sanciones económicas contra funcionarios cubanos y venezolanos ligados a la dictadura.

 

En declaraciones al diario brasileño O Globo, E. Bolsonaro señaló que hay “varios instrumentos” que durante años “no se tomaron en serio” y que podrían servir para “congelar todo lo que pasa por las dictaduras cubana y venezolana”.

 

Al ser consultado sobre si la Convención de Palermo permitiría que Brasil realizara un bloqueo de capitales de los mencionados países, E. Bolsonaro dijo creer que sí, y que en caso contrario se buscarán alternativas.

 

“Si no es posible, estamos aquí [EE. UU.] trabajando para que haya un tratado internacional en ese sentido, todo lo que sea posible (…) nuestra idea es ese tipo de congelamiento; en fin, pretendemos congelar todo lo que haga a la gente pasar hambre”, aseguró.

 

Apoyo de EE. UU. y Colombia en caso de intervención en Venezuela

E. Bolsonaro también propuso que las investigaciones anticorrupción de la operación Lava Jato sirvan para investigar activos de venezolanos y cubanos en Brasil. También ha asegurado que su país está dispuesto a aceptar la colaboración militar de Trump, e insistió en que, para tomar cualquier decisión, es necesario que Brasil cuente con el respaldo de Iván Duque, presidente de Colombia.

 

“La idea es que Brasil vuelva a liderar Sudamérica en algunos temas. Y en este tema de Venezuela me gustaría mucho estar a un lado con Colombia para que regrese la libertad a Venezuela”, dijo a W Radio.

 

Por último, aseguró que él cree que, en el momento de una expedición bélica en Venezuela, Brasil contaría con el apoyo del presidente Duque.

 

Por otra parte, una nota del diario ABC de España sugiere que Estados Unidos sí apoyaría a Jair Bolsonaro en el eventual momento de una intervención militar.

 

“Con la elección de Jair Bolsonaro en Brasil, Donald Trump cuenta ya con un firme aliado con el que desarrollar una política a su medida para América Latina, en especial sus planes para la posibilidad de una intervención armada multilateral que ponga fin a la crisis humanitaria en Venezuela”, se lee en el diario español.

 

Todo indica entonces que las relaciones diplomáticas entre Venezuela y Brasil se mantendrán tensas y en constante incertidumbre, luego de que Bolsonaro dejara claro que desconoce a la dictadura de Maduro. Tal como también lo hizo el Gobierno colombiano.

 

Queda esperar cuáles serán las primeras acciones diplomáticas de Brasil que podrían incentivar al Gobierno de Colombia a tomar medidas contra la dictadura, pues a partir de que Bolsonaro asuma el poder, Maduro podrá sentirse amenazado.

 

Redacción: Sabrina Martín / Amazonia Sur

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: